Herramientas de usuario

Herramientas del sitio


11m_marzo_18_valencia

Plaza de toros de Valencia

11 de Marzo de 2018

Corrida de toros

FICHA TÉCNICA DEL FESTEJO

Ganadería: Toros de Jandilla. bien presentados, de excelentes hechuras y notable juego. Bravo el 1, encastado el 2, bueno el 3, noble el 4, deslucido el 5, vulgar el 6.

Diestros:

Juan José Padilla: de grana y oro. Estocada. Ovación. En el cuarto, estocada casi entera, dos descabellos. Silencio. En el sexto, estocada. Oreja.

El Fandi: de grana y oro. Media estocada. Silencio. En el quinto, estocada atravesada. Silencio

Román: de azul rey y oro. Estocada caída. Oreja. Pasó a la enfermería.

Entrada: dos tercios de plaza

Vídeo resumen: http://vdmedia_1.plus.es/topdigitalplus/multimedia/20183/11/20180311214816_1520801725_video_2096.mp4

Incidencias: Al finalizar el paseíllo se guardó un minuto de silencio por Gabriel Cruz, el niño asesinado en Almería, y por el torero cómico Paco Arévalo, fallecido recientemente.

Parte médico: “Durante la lidia del 3er toro ha ingresado en esta enfermería Román Collado, el cual presenta cornada en región axilopectoral izquierda de unos 20 cms, con sección casi completa del músculo pectoral mayor y su aponeurosis sin afectación vascular ni nerviosa. Se practica Friedrick de la herida , dermis, aponeurosis y tejido muscular. Sutura muscular con puntos en reabsorbibles. Puntos sueltos en aponeurosis. Drenaje de penrose interviniendo toda la zona y extrayéndolo por contraabertura en zona más declive. Sutura de piel con monofilamento. Anestesia local y sedación. Pronóstico: reservado. Se traslada al herido al Hospital Casa de la Salud de Valencia. Firmado: Dr. Cristóbal Zaragoza“

Crónicas de la prensa:

ABC

Por R. Carrión Román sufre una cornada al entrar a matar en la Feria de Fallas

El joven torero valenciano Román sufrió una cornada en la Feria de Fallas de Valencia. Ocurrió en el tercer toro, en el que se tiró literalmente a matar o morir. Sufrió una violenta voltereta en la suerte contraria y el toro, Granado de nombre, de 541 kilos, lo hirió.

Antes, Román había protagonizado una valerosa faena, en la que se la jugó y se ganó una oreja, la única de la primera parte de un festejo, que completan Juan José Padilla y El Fandi.

La despedida de Padilla, así como la presencia de Fandi y Román en el primero de sus compromisos en esta feria, hizo que el público ocupara en casi sus tres cuartas partes los tendidos de la plaza de Valencia.

Para esta ocasión se lidió un encierro de Jandilla de bastas hechuras, así como de un comportamiento desclasado, acusando una notable falta de raza. Tercero y sexto fueron los más aprovechables.

Román se llevó la primera oreja del serial, tras una labor que, pese a falta de reposo, conectó rápidamente con un respetable dispuesto a ayudar en la medida de lo posible a su paisano. No escatimó esfuerzos el valenciano en la parte final de la faena, la cual terminó pisando un terreno comprometido. Cuando se entregó a la hora de matar resultó cogido de malas maneras y se llevó una cornada en la axila izquierda.

El percance de Román hizo que Padilla pudiera cortar un trofeo del que hizo sexto, un ejemplar que tuvo algo más de recorrido en la muleta, pero que también estuvo exento de calidad. Se fue confiando poco a poco el jerezano hasta lograr conectar con los tendidos tras una faena demasiado efectista. Anteriormente, con los dos de su lote anduvo con muchas ganas, pero estrellándose ante la falta de raza de los dos toros.

No fue tampoco la tarde de El Fandi. Ninguno de sus dos toros se lo pusieron fácil, pero el granadino demostró estar lejos del nivel que daba otras temporadas y pese a que el público lo apoyó en todo momento, sus faenas no tuvieron trascendencia en los tendidos.

COPE

Por Paco Aguado. Román, oreja a precio de sangre en Valencia

En el único sobresalto de una corrida anodina y fría, Román fue volteado y empitonado de gravedad cuando se tiró a matar en absoluta rectitud al tercer toro de la tarde.

Dejó la espada en todo lo alto, y con mortal efectividad, el joven valenciano pero justo al tiempo en que el astado de Jandilla aprovechó para prenderle por el muslo derecho, hacerle girar sobre el pitón y terminar por herirle en la axila izquierda.

Pero, repuesto y rehecho, sabedor que a pesar del percance se había asegurado el premio, Román aguantó sobre la arena hasta pasear la oreja por el ruedo en el que -único de los toreros de la feria que hace doblete- debería repetir el día de San José, a expensas de la evolución de la extensa herida y de la opinión de los médicos.

Hasta ese momento, Román le había hecho una faena animosa a un toro que se movió con más fuelle y duración que el resto de sus hermanos, aunque empleándose poco ante la muleta de su matador, que, molestado también por el viento, no siempre acertó a marcarle el ritmo de la embestida.

Fue así como Juan José Padilla, que decía adiós a Valencia en la temporada de su retirada de los ruedos, tuvo que encargarse de estoquear tres de los seis toros de la desfondada corrida de Jandilla, aunque el sexto, el que mató por Román, le permitió un mayor lucimiento que su lote.

Tanto al primero como al cuarto los banderilleó con facilidad y limpieza el jerezano, en los que fueron tal vez los momentos de mayor brillo de unas lidias que luego transcurrieron sin emoción.

En el inicio de faena Padilla castigó al desrazado que abrió plaza con unos exigentes doblones que mermaron aún más la voluntad del animal, mientras que su segundo no le permitió más que una buena apertura de rodillas antes de perder gas y celo de forma paulatina.

En cambio, ese sexto, al que no pareó, se movió también con cierta chispa y una idéntica falta de entrega, pero al menos dejó a Padilla desenvolverse a su modo en una faena populista que se acabó premiando con una oreja más cariñosa que de peso.

El Fandi, por su parte, les hizo unos trasteos muy similares, por vulgares y anodinos, a dos toros descastados y con poco empuje a los que antes banderilleó también como si fueran un tramite más de una jornada laboral.

El Mundo

Por Salvador Ferrer. Oreja, honor y gloria a la sangre torera de Román

La primera corrida fallera anunciaba un cartel con cariz mediático. El adiós de Padilla… Y la primera de las dos tardes de Román, ilusión de la tauromaquia valenciana y torero revelación del 2017. Dos tardes en Fallas, tres en “su” Madrid, el inminente debut en Sevilla. Año clave para su ascenso y consolidación. Valencia y el toreo le vigilan. Ayer se paseó una oreja de peso con una cornada en la axila. La cara y la cruz del toreo. La vida de los héroes del siglo XXI.

De salida, Hechicero marcó su bravo carácter. Padilla lo recibió genuflexo. Así construyó el prólogo con la muleta, torerísimo. Luego resultó todo forzado. Se fue un gran toro. Pese a la tarde, ahí queda el Ciclón. Tras la cogida se enfrió la tarde. Padilla trató de calentar el ambiente de rodillas. Un espejismo. El viento molestó toda la tarde. Padilla luchó contra la vulgaridad del sexto jandilla. Se animó el cotarro. Cortó una oreja fallera.

Con su carbón el segundo. Otro buen toro. Largas cambiadas en el tercio, navarras, espectáculo en banderillas. El pan nuestro de cada día de Fandi. Hubo diana “enfandilada”. No prendió nunca la faena. Ante el deslucido quinto, prendió cierto tedio.

Se le arrancó el toro a Román justo en el momento del brindis al público. Dos estatuarios, un de pecho soberbio, montera en mano. Inspirado el arranque. Román le presentó la derecha en la media distancia. Hubo limpieza, otras veces menos, pero siempre emotividad, asiento, aplomo y encaje. La seguridad del valor sereno. La firmeza sólida del que tiene hambre y quiere comer. Una tanda postrera fue soberbia de ligazón y sentimiento, un natural cumbre muy “atalavantado” con la muñeca rota y las zapatillas enterradas. Se tiró a matar a tumba abierta. El viento arreó tela pero no más que Román. El honor de la torería.

Parte facultativo: “Durante la lidia del 3er toro ha ingresado en esta enfermería Román Collado, el cual presenta cornada en región axilopectoral izquierda de unos 20 cms, con sección casi completa del músculo pectoral mayor y su aponeurosis sin afectación vascular ni nerviosa.Se practica Friedrick de la herida , dermis, aponeurosis y tejido muscular. Sutura muscular con puntos en reabsorbibles. Puntos sueltos en aponeurosis. Drenaje de penrose interviniendo toda la zona y extrayéndolo por contraabertura en zona más declive. Sutura de piel con monofilamento. Anestesia local y sedación. Pronóstico: reservado. Se traslada al herido al Hospital Casa de la Salud de Valencia”

©Imagen: INSTANTE DE LA COGIDA SUFRIDA POR EL DIESTRO ROMÁN EN LA PLAZA DE TOROS DE VALENCIA | EFE.

Toros en Valencia. Temporada 2018

11m_marzo_18_valencia.txt · Última modificación: 2018/03/12 11:20 por paco

Herramientas de la página